Diseñado como una combinación de varios formatos de currículums, ofrece un amplio espacio para destacar las habilidades y logros, así como el historial laboral. Este formato es la opción ideal para ejecutivos y puestos de mando intermedio: managers, jefes de obras, y jefes de proyecto. Que quieran dar un salto a un puesto superior.

Esta plantilla destaca principalmente por mostrar toda la información relevante en una misma página, resaltando principalmente todos los detalles con un color rojo vivo lo cual facilita que se desmarque por encima de cualquier otro curriculum.

En un mercado laboral cada vez más competitivo y profesionales de recursos humanos que solo disponen de unos segundos para decidir si seguimos o no en un proceso de selección, tu currículum no puede ser uno más en la pila de descartados. La plantilla de currículum concentrado es visual y efectiva, perfecta para generar una primera impresión memorable y profesional.

Descargar Plantilla

Está plantilla nos permite adaptar el curriculum de forma sencilla para optimizar nuestras opciones de conseguir un empleo.

 Ventajas de utilizar una plantilla de curriculum con formato concentrado

Una plantilla de currículum como esta tiene un sinfín de ventajas. El color rojo vivo hará que la mirada del reclutador se dirija a los aspectos que deseemos destacar. Además, el currículum concentrado nos permite mostrar toda la información relevante de manera ordenada, ágil y lógica.

Asimismo, con un formato como éste enviamos un mensaje de seriedad, capacidad para el análisis, la síntesis y la comunicación directa.

A las mencionadas se añade la conveniencia de ser fácilmente personalizable para cada puesto al que queramos acceder, con un mínimo de esfuerzo y una inversión de tiempo mínima la correlación de respuestas positivas aumenta significativamente.

Cómo incluir la experiencia profesional

Puede parecer contradictorio que tras varios tips para optimizar la plantilla de currículum concentrado, sea en la experiencia laboral donde vayamos a extendernos más de lo que se ha hecho tradicionalmente.

El reclutador, al mirar nuestra experiencia profesional, espera poder sacar conclusiones más útiles e interesantes que un listado de empresas y fechas, que poco o nada, le van a decir sobre nuestra idoneidad con respecto de la vacante a la que aspiramos.

Por eso mismo, no debemos limitarnos a enumerar fechas y empresas sin ningún detalle. Una descripción de las tareas desarrolladas y las cualidades empleadas para llevar a cabo las mismas, aportarán al profesional de recursos humanos información más concreta que le permitirá hacer una valoración mucho más precisa.

Hay multitud de estrategias que podemos seguir para que nuestra trayectoria profesional parezca enfocada hacia ese nuevo puesto al que aspiramos. Una vez más, el orden de los factores, por supuesto que altera el producto.

Debemos tener en cuenta que no hay solo un criterio para este orden. Dependiendo del mensaje que queramos enviar y dónde queramos poner énfasis escogeremos un orden u otro.

La experiencia profesional se puede plantear en orden cronológico inverso, uno listado en el que mostremos solo los empleos más estables o uno en el que indiquemos los puestos con más relevancia para ese al que queramos optar.